Después de aquella noche tan triste, regresaron los españoles, para seguir peleando pero en esta ocación querían algo mas que nuestro gobernante, querían nuestras “riquezas”, así las llaman ellos nosotros las llamamos oro, ya que adornamos a nuestros dioses con ellas.
Vi como llegaban estos monstruos en sus naves marítimas, para llevarse todo, pero no me rendí pelie para poder salvar nuestro oro, pero todo viene con su precio, perdimos nuestras grandes y colosales cantidades en el intento de undir el oro. Esta fue nuestra primer victoria, no pudieron llevarselo, pero quedo en el fondo del agua.

Anuncios

Un pensamiento en “

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s